¿En qué acabará la sanidad española?
Cada día que pasa los ciudadanos y vecinos tienen un problema diferente en los temas de salud, un resfriado, una gripe… por ello acuden a sus respectivos centros de sanitarios. Pero, ¿qué es lo que allí encuentras?
Largas horas de espera que desembarcan en un malestar aun mas grande, en un enfado, en querer irte a casa y aguantar allí el dolor con un analgésico.
A día de hoy, los servicios sanitarios están colapsados vayas al centro que vayas, largas listas de espera para entrar a quirófanos o para tener la primera visita con un especialista, pero, ¿todo eso por qué? Tal vez por recortes, tal vez porque no hay suficiente personal cualificado, millones de variables serían planteadas para responder a esta pregunta.
Pero, ¿por qué en vez de buscar variables, no ponemos soluciones? Es muy fácil criticar algo pero muy difícil, para algunos, buscar la mejor solución al problema que se nos plantea.
En primer lugar, muchos estudiantes desean acceder a la carrera de medicina, están los que lo consiguen y los que se quedan a las puertas; los que no lo consiguen simplemente será por las elevadas notas de corte que se piden para acceder a este grado. Señoras y señores, medicina es una de las carreras a las que no todo el mundo accede ni a la que todo el mundo desea acceder, los que realmente quieren ser médicos o médicas, necesitan una nota realmente elevada. Cierto es, que es una carrera a la que se debe entrar con el máximo conocimiento posible, pero es necesario que con la necesidad que hay en este país de que cada vez hayan mas médicos ¿una nota tan alta? Muchas opiniones serán las que respondan esta simple pregunta.
En segundo lugar, al no haber suficiente personal en los centros, lógicamente, los tiempos de espera para entrar a consulta, serán mayores. Por ello, ahora, si usted tiene mas de dos problemas, para no atrasar y “entretener” demasiado a su médico/a pida dos citas si tiene que hablar de mas de dos problemas sobre su salud.
¿Será coña, no? Pues no, no lo es. Este es el país en el que vivimos, en el que formamos a nuestros futuros médicos, en el que se limitan a atender a pacientes, pero ¿están ayudándoles?
Llegados a este punto, podríamos distinguir entre los que se limitan a ejercer su trabajo y los que hacen su trabajo por vocación, y son estos últimos los que de verdad quieren ayudar y aportar a la sociedad, esas personas te alegran cuando hacen bien su trabajo.

Iba a hacer una foto al cartel, pero me encontraba demasiado mal, paradójico ¿no creen?

Anuncios